Por una tecnología libre de conflicto.

¿Hasta qué punto la tecnología nos ofrece mayor libertad? ¿Sabríamos decir también cuándo es que nos la está quitando?. El debate sobre los beneficios y perjuicios de los efectos de la tecnología en nuestras vidas es inmenso. No debemos olvidar reflexionar al respecto y tomar parte con nuestras acciones para propiciar un mundo “saludable”, también tecnológicamente.

La realidad a día de hoy es que la tecnología es, en casi todos los casos, productora y portadora de conflicto. Os animamos a ver el programa de Salvados este Domingo 13 de Noviembre a las 21:30 donde Jordi Évole y su equipo viajan hasta el corazón del coltán en la República Democrática del Congo. Nos ayudará a entender qué es lo que se esconde detrás de nuestros móviles y de la gran mayoría de los aparatos tecnológicos que nos rodean.

Es importante saber que si queremos hacer algo respecto a este grave problema, existen diversas campañas que intentan visibilizar y revertir los conflictos derivados de las prácticas que se han generalizado en la cadena de producción tecnológica. Prácticas injustas, violentas y extremadamente insostenibles. En España por ejemplo, “Tecnología Libre de Conflicto” es una campaña lanzada por la ONG ALBOAN que intenta dar a conocer la conexión que existe entre los móviles, tablets y ordenadores con la guerra en el este de la República Democrática del Congo y promover acciones de ayuda.

El programa de Salvados se centra en los conflictos y la vulneración de los derechos humanos derivados de las luchas por el control de los recursos naturales necesarios en la cadena de producción tecnológica. Pero éste no es el único hecho cuestionable. La obsolescencia tecnológica programada, introducida por el sector industrial favoreciendo un consumo irresponsable y a veces inconsciente, genera una inmensa cantidad de residuos tóxicos no exentos de conflicto. Aquí os dejamos los enlaces a dos documentales que relatan lo que pasa cuando nos deshacemos de nuestros aparatos tecnológicos. El primer paso es, necesariamente, hacerse consciente: El vertedero electrónico y Tráfico de residuos electrónicos: La tragedia electrónica

Qué más podemos hacer. Hay más opciones. La iniciativa holandesa fairphone da ejemplo. Nacida en 2013 como una pequeña startup tiene como misión producir tecnología libre de conflicto e introducirse dentro del sector industrial. Sus diseños anteponen la durabilidad. Los materiales para su producción, especialmente -los minerales más conflictivos-, provienen de suministros responsables que promueven el desarrollo de economías locales. Tienen disponibles piezas de recambio y enseñan cómo intercambiarlas fomentando la reparación y el reciclaje.

Y…, si somos profesores o educadores, padres y madres -hay algo que está en nuestras manos-. Existen ya materiales con contenidos adaptados disponibles en la red para ayudarnos a contar esta problemática a nuestros alumnxs e hijxs

Por último, queremos facilitar con este enlace, datos sobre las principales productoras de tecnología y su compromiso para incrementar una tecnología libre de conflicto. De este modo podemos también incrementar nuestra consciencia como consumidores.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s